Bolbaite

Rincón pintoresco sobre el río

En Bolbaite destaca la silueta del imponente Castillo-palacio de los Cabanyelles (s. XII-XIX), de origen almohade a cuyos pies se estableció una alquería islámica, aprovechando la posición estratégica de un cerro rocoso. Con el tiempo, la población poseída por diferentes linajes de caballeros de Valencia, dijo adiós a los moriscos y fue repoblada por colonos de procedencia aragonesa. El Castillo-Palacio, con su torre mayor almohade y su ampliación gótico-renacentista (torres de sillares, arcos ojivales, escalera monumental, pozo, capilla, puertas, escaleras de caracol, pavimentos de cerámica lujosa y elementos renacentistas…) es una joya patrimonial. Representa un precioso vestigio de lo que fue el Siglo de Oro valenciano, cuando los Cabanyelles, señores de Bolbaite, gobernaban el reino de Valencia. Les sucedieron en el señorío los Pardo de la Casta-Manfredi.

Junto al castillo encontramos el lavadero y fuente de San Pancracio, así como un conjunto de calles escarpadas y otras más llanas (calle Marqués de la Casta), aptas para casas de labradores acomodados. Desde la bellísima Plaza de la Iglesia, presidida por una encantadora fuente y decorada por elegantes edificios señoriales. Destacan la esbelta Casa Consistorial (siglo XX) y la Iglesia San Francisco de Paula (siglo XVIII), con su portada de rocallas barrocas y su imponente torre campanario. El templo conserva una reliquia del santo titular, altares laterales neoclásicos y una capilla de la Comunión o de la Purísima con zócalo de azulejos del siglo XVIII.

Desde el puente del río, se observa una bella vegetación, entre la cual proliferan patos, ocas y carpas. Se aprecian los restos de un viejo molino destruido a causa de la riada. Al otro lado del río se extiende el ensanche moderno y la zona comercial de la población. En el inicio de la Avenida del Catorce, donde se planta la hoguera festiva de enero, se alza el monumento a la Luminaria de San Antón.

Los hornos y panaderías elaboran una exquisita repostería tradicional donde destacan los “mantecaos de almendra” o “pastissos de moniato”.

Bolbaite celebra fiestas de San Antón (enero), Fallas (marzo) y Fiestas Patronales en primavera a San Francisco de Paula, con desfile de Moros y Cristianos. Verano Cultural y celebraciones a San Roque (agosto) y a la patrona Santa Bárbara (diciembre).

El paisaje más cautivador se halla a los pies del mismo centro histórico de Bolbaite, en la zona recreativa del Río, con el emblemático puente de madera, el Gorgo Cadena y reflejos de agua fresca y cristalina, amenizados por saltos de agua. El paraje cuenta con merenderos, aseos y demás servicios para el ocio. Otro lugar de visita obligada es la Ermita de Santa Bárbara junto a una zona recreativa con mesas y restaurante, en la parte alta del pueblo. Decoran su interior bellas pinturas de José Antonio Espinar, recreando los paisajes que se ven desde el cerro de la Ermita. En la bajada se contemplan las huertas de la Hoya y una hermosa panorámica del pueblo, en días despejados se puede ver el mar. Otra bonita vista del pueblo y del Castillo es desde el acceso principal del río, el mirador de los Secaderos de Tabaco, que se ubica en la carretera.

Cómo llegar